2.6.08

la hora alfa

la hora alfa
Era el amigo de un amigo, de un amigo. Apenas lo conocía. Lo saludé por la calle con el utilirario hola, qué tal. No era una pregunta, no esperaba contestación. Me respondió, sin embargo: Fatal. Me ha dejado mi novio y se me ha estropeado el ordenador, todo en el mismo día... No supe qué decir, le di un abrazo.

3 comentarios:

luisin dijo...

hola, holaje cuata!
Sientolo por el amigo de tu amigo. ¿Era bueno el ordenador?. Out of coña, recuerdame el numero de La Rua pa lo de la postalita, oka?
Besines mexico-caribeños.

Ornelia dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Anónimo dijo...

Si acudieramos con más frecuencia a la balsámica terapia del abrazo gratis y sin prisa, seriamos, indudablemente seres más felices a caminariamos más derechos en busca de ellos.

Licencia Creative Commons
Gracias Pero No Gracias por Ornelia Cabrera se encuentra bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial-SinDerivadas 3.0 Unported.