1.2.07

decoración de interiores

decoración de interiores

Sucede que la gente debe ver en mi una delgada línea espiritual que debe ser nutrida. Me regalan libros de Paulo Cohelo que yo no rechazo porque aprecio el gesto, aunque de entrada me repatee la idea. Luego resulta que me lo acabo leyendo y hasta me sorprende encontrar algo de buen uso. Por ello deben pensar que busco la iluminación. Por eso y porque para librarme del libro a mi vez lo regalo con una nota que diga algo así como: Este libro llegó a mi en forma de regalo. Lo leo y lo paso. Haz tú lo mismo... No me enganio, de todas maneras yo sé que realmente lo que me pone en forma el alma es la visión de determinados zapatos de disenio, maravillosa superficialidad con acabado suave de tacón. No es fácil ser un gurú en estos tiempos. ............................................................................................................................................................... Y sin embargo, me levanté tarde hoy en Rotterdam, porque anoche no podía irme a dormir sin terminarme El Zahir . Y he de decir, que si mezclo lo leído anoche con los breves conceptos de Feng Sui aprendidos de revistas de decoración de interiores, todo se reduce a lo siguiente: Cuánta capacidad crees que tiene tu alma para cargar con los fardos del ayer? NO VES QUE SI NO DEJAS ESPACIO NO ENTRA NADA NUEVO? Oye y pensar que haya tenido que venir tan lejos para que me diera tiempo de leer en el aeropuerto.

3 comentarios:

Anónimo dijo...

¿Buen uso para un libro de coelho? Un, dos, tres, responda otra vez:
- Para que la mesa no se quede coja...
- Para atizarle al propio coelho si te lo encuentras...
- Para esos momentos en los que te das cuenta de que si comieses más fibras no tendrías que leer ese tipo de cosas en esos momentos...

Menos mal que me estoy desaprendiendo a leer...

¿Que chungo no tener ÑÑÑÑÑÑ, no?

lulaby dijo...

sin enie no puedo decir coniiiiiiiiiiiiiiiiiiiiio, viva espaniiiiaa.

kika dijo...

darling me gusta tu nueva imagen...
jejejej los aeropuertos para leer son fantásticos, a mi me pasa algo parecido, ahora sueño con unas vacaciones en las que sólo lea tres libros que tengo empezados y no termino....

Licencia Creative Commons
Gracias Pero No Gracias por Ornelia Cabrera se encuentra bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial-SinDerivadas 3.0 Unported.